¿Qué es el microblading?

Hola mis queridos lectores, es un gusto volver a conectarme a través de estas líneas y trasmitirles todo mi conocimiento y opinión. Mucho se está hablando por estos días sobre las nuevas técnicas para embellecer las cejas, oímos de procedimientos como pigmentación con henna, tatuajes, micropigmentaciones, ombre, sombreados, shading, etc.  Y como novedad, el microblading.

Hoy quiero comenzar por explicarles que dichos procedimientos se diferencian principalmente por el tiempo de duración, el resultado esperado y la profundidad del trazo. En ese orden de ideas, me voy a centrar en una de esas técnicas que más me gustan por los resultados tan naturales que se pueden conseguir, se trata del microblading.

Este tipo de procedimientos se hacía anteriormente con otros nombres y hace pocos años se bautizó como microblading en el norte de Europa. Es una técnica diseñada especialmente para cubrir o completar aquellos pelitos que nos hacen falta y nos impiden ver completas y definidas nuestras cejas, asimismo para personas que hayan perdido sus cejas o sufrido accidentes y requieran reconstruir esa parte tan importante de su cara.

Con este procedimiento podemos lograr cubrir hasta un 80% de tatuajes envejecidos, así como reconstruir o simplemente darle un aspecto natural de maquillaje a las cejas. Para lograr llegar a este nivel de conocimiento he estudiado con diferentes maestros de Europa, Brasil, Colombia y Estados Unidos, pero lo más importante para mí después de recibir sus enseñanzas es la investigación y desarrollo de técnicas propias, para lograr así cada día más la perfección. Estoy convencida de que, en cualquier profesión u oficio, debemos seguir innovando y estudiando constantemente. Por eso hoy puedo decirles que más allá del nombre propio o genérico de microblading, en InLash nos esforzamos por crear diseños exclusivos pensados en las necesidades y gustos puntuales de cada persona y darles a nuestras cejas esa apariencia que tanto deseamos.

Un punto importante que me gusta resaltar es el beneficio del rejuvenecimiento a través de esta técnica: es increíble cómo nos quitamos unos añitos dándole vida a nuestras cejas. Claro, como todo tratamiento, tiene un proceso de recuperación y cicatrización, así que es muy importante que recuerdes tener paciencia y seguir todas las indicaciones dadas para lograr el resultado deseado. La piel es un órgano vivo y se comporta de diferentes maneras en cada uno de nosotros.

Diariamente me encuentro con muchas mujeres e incluso con algunos hombres que padecen de alopecia y que desean recuperar la apariencia de sus cejas. Y como cada uno es un mundo diferente, comienzo siempre por hacer un diseño previo, visagismo, y una toma de fotos para visualizar el resultado final. No te preocupes si consideras que necesitas más de un retoque, pues todo depende de tu piel y de ello también dependerá el resultado.

Por último, quiero tocar el tema de la sensibilidad o el dolor al momento de realizarte este procedimiento. Como todo, es cuestión de hacerlo cuidadosamente y pensar siempre que no todos tenemos el mismo nivel de resistencia al dolor. Pero si me preguntan por mi experiencia personal se siente un poco de incomodidad, pero nada que el uso de anestesia local no calme. He tenido casos incluso de personas que se han quedado dormidas durante el tratamiento, o algunas que necesitan un poco más de anestesia para lograr no sentir dolor. Como todo en la vida, es cuestión de cada uno.

En los comentarios cuéntanos qué opinas de esta técnica, ¿ya la conocías? Aquí en Inlash nos esforzamos todos los días para que nuestros clientes tengan la mejor asesoría y servicio.

Agendar Cita Inlash

Comentarios
0